Siembra de espinacas, rúcula y patatas

Después de un par de fines de semana de lluvias, en los que no he podido meter mano en el huertico, al fin hoy he tenido tiempo y condiciones para darle un buen meneo.

Aparte de recoger y tirar las plantas de habas, judías y guisantes que ya habían hecho su función, y de descartar una planta de sandía y otra de calabacín que no han soportado tanta agua como ha caído estos días, he podido sembrar alguna que otra cosa.

En garrafas de plástico de 5 litros he sembrado por un lado rúcula y por otro espinacas. Mi idea con la rúcula es ir plantando cada dos semanas, ya que en teoría en unas seis puedes estar cosechando, de manera que vayamos teniendo de continuo.

Siembra de espinacas, a ver si nos ponemos como Popeye.

Siembra de espinacas, a ver si nos ponemos como Popeye.

Y aquí la rúcula.

Y aquí la rúcula.

Por otro lado he plantado un par de patatas que tenían ya más raíces que yo qué sé. He usado una de las bolsas de plástico que cubren los sacos de sustrato y que al ser transparentes dejan entrar la luz. Espero que no se acaben desintegrando con el sol y el agua, pero ya veremos…

Dos patatuelas instantes antes de ser enterradas.

Dos patatuelas instantes antes de ser enterradas.

También he trasplantado unos pimientos, pero como se me ha olvidado hacerles fotos ya les dedico otro post en unos días.

Por último, he hecho el aclareo de la última siembra de lechugas, escarolas y albahacas. Os enseño cómo va todo lo que está en el semillero:

Las primeras lechugas que ya están para trasplantar.

Las primeras lechugas que ya están para trasplantar.

Segunda tanda de lechugas, escarolas y albahaca. Es increíble cómo huele esta última incluso siendo así de enana.

Segunda tanda de lechugas, escarolas y albahaca. Es increíble cómo huele esta última incluso siendo así de enana.

Las tomateras, algunas casi para trasplantar, otras más lentillas.

Las tomateras, algunas casi para trasplantar, otras más lentillas.

Y los pimientos, aún les queda tiempo.

Y los pimientos, aún les queda tiempo.

Ah, y quería enseñaros también cómo va el aguacate, ese que tiene más raíces que una secuoya de Yellowstone. Después de separarse la parte superior, por fin han asomado recientemente un par de tronquillos (o como se llamen…). Pinta a que lo siguiente será que echen hojas.

EL aguacate echando su planta hacia arriba, por fin.

El aguacate echando su planta hacia arriba, por fin.

Anuncios

Relleno puerros y experimentos de las peques

Este fin de semana ha tocado seguir con labores de mantenimiento. Sí se nota que el solete va ayudando a que las plantas trasplantadas hace tiempo (puerros, cebollas) cojan buen ritmo de crecimiento y que el semillero de primavera esté desbocado, pero por lo demás, poca tarea estas últimas semanas.

Como decía, los puerros están creciendo rápido desde que los trasplanté, así que ha tocado cubrirlos con una nueva capa de sustrato para mantener tapada la mayor parte posible y así favorecer que se blanqueen lo máximo posible.

Puerros a punto de ser rellenados con más sustrato.

Puerros apunto de ser rellenados con más sustrato.

Una planta invitada que ha crecido entre los puerros y que he procedido a arrancar.

Una planta invitada que ha crecido entre los puerros y que he procedido a arrancar.

También le he hecho un primer aclareado al semillero de primavera, para ir seleccionando las plántulas más pintonas y que las demás no les quiten el agua y el alimento. Como podéis ver, el semillero está de fiesta, especialmente por los calabacines, las calabazas y las sandías, que están como árboles, en breve pidiendo el trasplante.

Bosquecillo semilleril.

Bosquecillo semilleril.

Por último, hemos sembrado unas cuantas plantas que les han germinado a las peques, siguiendo el experimento de la semana pasada. Algunas son una pasada ver cómo evolucionan a través del cristal con cuatro gotas de agua, ¡es genial!

Los dos vasos con las semillas germinadas.

Los dos vasos con las semillas germinadas.

Y aquí en su nuevo hábitat hasta que se desarrollen un poco más.

Y aquí en su nuevo hábitat hasta que se desarrollen un poco más.

 

Aclareo de los pepinos

Diez días han pasado desde que sembré las semillas de pepino y ayer ya tuve que hacerles el aclareo para dejar el más pintón, porque crecen a un ritmo muy rápido. Lo curioso es que las otras cuatro o cinco plantitas arrancadas soltaban un olor a pepino espectacular, como para meterles un ñasco.

Plantas de pepino antes.

Plantas de pepino antes.

Plantas de pepino después.

Plantas de pepino después.

A su lado, la albahaca también va en orden pero a un ritmo más tranquilo. Y lo que no ha salido aún es el romero, estará en plan vagurcio…

Repicado puerros y más aclareo rábanos

Ya tocaba sacar a los puerros de su bol de McDonald’s, no fuera a entrarles complejo de Big Mac, así que esta tarde, con ayuda de Alex, les hemos hecho el repicado correspondiente.

Semillero listo para recibir a los puerros.

Semillero listo para recibir a los puerros.

Hemos llenado el semillero de sustrato y con cuidado hemos ido plantando los puerros que más nos gustaban. Sorprendente las pedazo raíces que tenían para ser tan poquilla cosa.

Alex, repicando los puerros, ¡vaya maña!

Alex, repicando los puerros, ¡vaya maña!

Alex ha plantado el doble que yo, quizás porque sus dedos finos trabajan mejor para estos mini espacios…

Detalle de Alex con el repicado.

Detalle de Alex con el repicado. Uñas negras para Halloween.

Nos ha llevado un buen rato, porque es una labor trabajosa, pero al final ha quedado el semillero lleno con cuarenta proyectos de puerro.

El semillero de Alí Babá y sus cuarenta puerros.

El semillero de Alí Babá y sus cuarenta puerros.

La pena, como siempre en estos casos, ha sido tirar otros tantos buenos puerrillos, pero es que no había espacio para más. Una lástima ;(

Los caídos en acto de servicio.

Los caídos en acto de servicio.

Una vez terminado el repicado, lo más importante, regar abundantemente para que sufran lo menos posible… aunque salir de un bol de McDonald’s debe ser beneficioso en cualquier caso, aún sin riego. Para ello hemos aprovechado para estrenar mi ¡nueva regadera! Cortesía de mi señora esposa, y mucho mejor que la anterior por tener la tapa de agujerillos, que con la otra estaba haciendo unos estropicios de cuidado con semejante chorrazo.

También le hemos puesto compos de guano, un nutriente que debería semtarles bien a todas las plantas, ya que después de un mes y medio, es probable que la tierra en la que están haya ido perdiendo propiedades. He ido a Fronda con idea de comprar humus de lombriz líquido, que es lo que veo que usan en los vídeos de youtube, pero no tenían, así que me han recomendado esto otro, a base de cagadas de pingüino… WTF!

Regadera atómica y bebedizo de zurullos pingüiniles.

Regadera atómica y bebedizo de zurullos pingüiniles.

Para cerrar la tarde, Alex se ha encargado de talar el bosque de rabanitos y dejar los necesarios nada más, a ver si se desarrollan con más espacio.

Aclareo del bosque de rabanitos. Al fin les entra el sol.

Aclareo del bosque de rabanitos. Al fin les entra el sol.

Pues esto ha sido todo por hoy. Contento del repicado de los puerros y de estrenar regadera, pero sobre todo de haber echado la tarde con Alex de colaboradora. Si un día prueba los puerros y le gustan ya sería todo un triunfo ;)

 

Aclareo rábanos y acelgas

Llevaba unos días mirando para otro lado, pero ya no podía demorarlo más. Tocaba aclareo de acelgas y rábanos. Duele, porque estás arrancando plantitas que están bien. Pero es necesario para que las que queden se puedan desarrollar.

En fin, hoy, aprovechando la oscuridad de la noche y que las niñas duermen -son muy sensibles- he respirado hondo y ¡zas!

Sólo espero que las que han quedado lo agradezcan dándonos buena verdura en poco tiempo.

Todas estas plantitas de acelga y rábano han pasado a mejor vida.

Todas estas plantitas de acelga y rábano han pasado a mejor vida.

La nota positiva del día es que los ajos que planté hace sólo cuatro días ya han asomado. ¡Bienvenidos!

¡Aquí están los ajos! ¡Temblad vampiros!

¡Aquí están los ajos! ¡Temblad vampiros!